Bancos internacionales desarrollan las primeras directrices financieras para la economía circular

Diseño sin título (15)

 

Las entidades bancarias ABN AMRO, ING y Rabobank, lanzaron los primeros lineamientos financieros que fomentan la inversión en modelos comerciales circulares.

Las directrices fueron presentadas durante el Foro Político de Alto Nivel, una conferencia  organizada por la ONU en Nueva York para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible en 2030, y funcionan como un marco que ayuda a la comunidad financiera a reconocer las iniciativas circulares.

“Las nuevas pautas ayudan a la comunidad financiera a establecer si las iniciativas son circulares o no, por ejemplo monitoreando el reciclaje de productos y materiales y asegurando que estos retienen y aportan el mejor valor múltiple posible”, aseguró Alain Cracau, Director de Desarrollo Empresarial Sostenible de Robobank.

Los bancos pertenecen al “Grupo de trabajo FinanCE”, una organización internacional creada en 2014 por PGGM y tiene vínculos estrechos con la Fundación Ellen MacArthur, reconocida por posicionar la economía circular en las agendas públicas, privadas y académicas.

La economía circular produce beneficios ambientales visibles, minimiza el uso de recursos y residuos, y trae numerosos beneficios económicos que contribuyen a la innovación, el crecimiento y la generación de empleo.